Honras fúnebres a los restos del académico Dioris Ariel Abreu Soriano

Honras fúnebres a los restos del académico Dioris Ariel Abreu Soriano

La UASD Recinto San Juan de la Maguana rindió honras fúnebres a los restos del académico, Mtro. Dioris Ariel Abreu Soriano mediante un acto realizado en este recinto.

El acto estuvo encabezado por el director general del recinto, Dr. Carlos Manuel Sánchez De Óleo, además de las ex directoras de este centro universitario. Así mismo, le acompañaron la directiva ASOPROUASD San Juan, los profesores de la Escuela de Formación Inicial y Básica, entre otros.

También estuvieron presentes familiares, amigos, docentes y administrativos del recinto.

DISCURSO DEL DIRECTOR GENERAL

“Honorables Miembros del Consejo Directivo de nuestro Recinto,

Señor Director General de la UASD Recinto Barahona, Maestro Manuel Antonio De La Cruz Fernández,

Distinguidas Exdirectoras de nuestro Recinto: Maestra Elvira Corporán, Honorable Gobernadora Provincial y Maestra Alfonsina de la Rosa Vidal,

Queridos Directivos de la Asociación de Profesores de la UASD, Recinto San Juan organizadores de estas honras fúnebres, 

Demás Compañeros Profesores de este Recinto,

Queridos servidores administrativos,

Estimados Familiares del finado Dioris Ariel,

Público Presente

Señoras y Señores:

La desgracia se ha precipitado sobre esta academia primada de América, robándonos a un brillante maestro que con singular brillo despuntaba su vida académica y que contaba con tan solo treinta y cinco años de edad.

Dioris Ariel Abreu Soriano consolidaba su florecimiento intelectual tras su ingreso en el año 2017 como Profesor de la Escuela de Formación Inicial y Básica de la Facultad de Ciencias de la Educación de nuestra universidad.

Se había formado como Licenciado en Educación Básica en el Instituto Superior de Formación Docente Salomé Ureña, Recinto Urania Montas y aprobó una Maestría en Gestión de Centros Educativos en esa academia.  En la UASD estaba cursando una Maestría en Diseño y Análisis Estadístico de Investigaciones, donde lucía excelentes calificaciones.

Este joven académico gozaba de la admiración y respeto de las comunidades académicas uasdianas de San Juan y Barahona por la calidad, esmero y enjundia de sus enfoques en las aulas; su rigor metodológico, responsabilidad, empatía, actitud positiva, confianza en sus estudiantes y búsqueda permanente de superación.

El Maestro Dioris centelleaba por sus conocimientos y valores sanos, lo cual provocaba admiración de todos los quienes les tratamos. 

Hacen apenas unos pocos días que participó en un concurso interno en la Facultad de Ciencias de la Educación para la asignatura Didáctica de la Expresión Oral y Escrita y obtuvo la más alta calificación de todos los participantes.

Así de fulgurante era este joven educador que se nos va a destiempo.

Aunque hoy es infinito el dolor y desconsuelo de su amada esposa Ariela Ysaury Leonardo Mejía, ella a su tiempo encontrará alivio y sanación, con la ayuda de Dios.

A su amada esposa Ariela, Dioris la conoció en la provincia El Seibo, mientras trabajaba como técnico de la organización cristiana caritativa World Visión, de manos de uno de sus formadores el Maestro José Ramón Rodríguez. Se casaron en 2011 y procrearon tres hermosos hijos, que hoy yacen afligidos por la partida intempestiva de su amado padre.  Vaya toda nuestra solidaridad para esos pequeñitos. A ellos nuestra universidad los apoyará firmemente hasta que alcancen la mayoría de edad.

Igualmente, flagelados y abatidos emocionalmente están su madre, la Maestra Magdalinda Soriano y Manuel de Jesús Abreu Germosén, mejor conocido como Churchill, su padre.

Cuanto amor y dedicación tuvieron ambos en la formación de Dioris.

De los dos él heredó inteligencia y sagacidad.

Igual solidaridad para todos los hermanos y hermanas de Dioris, quienes afligidos resisten este golpe anímico. A los demás familiares también nuestro apoyo.

Queridos Magdalinda, Churchil, Doña Ariela y a todos sus hermanos, en estos momentos de tribulación esperamos que encuentren consuelo, paz y alivio.  Este ceremonial es el vivo ejemplo del afecto, admiración y cariño de toda la Asociación de Profesores de este Recinto a nuestro amado Dioris.

Recuerdo que la escritora Isabel Allende escribió que “La muerte no existe, la gente sólo muere cuando la olvidan…”.

Dioris, a ti nunca te olvidaremos. Esta dolorosa mañana te decimos hasta luego.

Descansa en paz querido amigo”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *